La firma de origen español, GasGas ha presentado sus nuevas GasGas ES 700 y GasGas SM 700, dos modelos de uso más polivalente, con posibilidad de utilizarse en asfalto, más allá del uso off-road al que se inclina la marca. Ambos modelos se benefician de una base técnica ágil y de alto rendimiento.

Podemos destacar su potente motor monocilíndrico de 692.7 cc, el cual entrega 74 CV a 8,000 rpm, con un torque de 73.5 Nm. La caja de cambios es de seis velocidades y tiene Quickshifter plus integrado, mientras que el embrague integra el sistema antirrebote PASC. Su electrónica es sensible a la inclinación con control de tracción y ABS en curvas.

En la parte del ciclo vemos un chasis multitubular de acero al cromo-molibdeno, que está diseñado para poder ofrecer el mejor comportamiento y el menor peso posible, al mismo tiempo que garantiza una gran estabilidad tanto en curvas como en rectas. Se ha optado por un basculante de aluminio fundido a presión, junto con un depósito de combustible de 13.5 litros que está integrado en el subchasis trasero de poliamida, esto mantiene el centro de gravedad lo más bajo posible.

Ambas cuentan con dos modos de conducción, que permiten actuar sobre la respuesta del acelerador, la intervención del control de tracción y el ABS en curva, que son desconectables, y en el modo Supermoto u Offroad (dependiendo del modelo) solo se desconecta atrás. Asimismo, ambos vienen con el cambio rápido de doble sentido de serie.

En cuanto a sus diferencias, las principales las encontramos en sus apoyos. Por una parte la GasGas ES 700 tiene un carácter inclinado más hacia el enduro, por lo que porta neumáticos Continental TKC 80, rines de 21” adelante y 18” detrás, y recorridos de suspensiones elevados.

Por otro lado, la GasGas SM 700 se vincula más hacia el Supermotard, con base en esto encontramos ruedas de 17” en ambos ejes, con rines de aleación y neumáticos específicos para dicha modalidad, se trata de los Continental ContiAttack SM EVO. En cuanto al recorrido de suspensiones, este es menor para poder asegurar firmeza sobre el asfalto.