MV Agusta acaba de presentar su nueva Brutale 1000 RR, que tiene modificaciones y mejoras en motor, chasis más efectivo y electrónica actualizada, pero cuya estética se mantiene igual. Como resultado, tenemos una Brutale más nítida y más manejable.

El motor de cuatro cilindros, ahora encaja en la norma Euro 5, con válvulas radiales de titanio, de 998 cc y 208 hp a 13,000 rpm, además ahora se actualiza con nuevos árboles de levas para poder entregar más par en el rango de revoluciones medias y bajas. Se suma un recubrimiento DLC para los tanques de válvulas, reduciendo la fricción y el desgaste. Cuenta con un colector de escape revisado, incluye el cambio semiautomático y bidireccional EAS de tercera generación.

En cuanto a los cambios estructurales para mejorar su manejabilidad encontramos las nueva suspensiones, la delantera es una Öhlins NIX-EC que tiene ajustes manuales y el monoamortiguador TTX36 que es electrónico, estas mejoras ayudan en la transferencia de carga y en la capacidad de absorción, aumentando así su eficacia. Otro aspecto importante son las llantas forjadas ultraligeras que le brindan mayor agilidad a la moto.

Las modificaciones a nivel electrónico son notables con la nueva plataforma de medición inercial, que ofrece tanto un control de tracción como un antiwheelie mucho más efectivos. El sistema de frenado ABS cuenta con un nuevo módulo Continental MK 100 mucho más completo. La caja de cambios electrónica EAS 3.0 tiene un nuevo sensor y garantías más precisas con injertos más cómodos.

El cuadro de instrumentos de 5.5 pulgadas permite al piloto controlar todos los aspectos de la motocicleta desde el joystick en el semimanillar izquierdo o desde el smartphone si se prefiere mediante la App MV Ride. Opcionalmente te permite usar el sensor TPMS para controlar la presión de los neumáticos.

Estéticamente se mantiene igual a la versión anterior y por el momento solo se conoce el precio para el mercado europeo que será de 32,300 euros.