Esta Semana Santa, la Comunidad Discovermoto organizó una serie de actividades y visitas a diferentes lugares en el Estado de Zacatecas. El primer día comenzó desde muy temprano cuando los integrantes de la Comunidad DiscoverMoto comenzaron a llegar desde diferentes Estados de la República Mexicana.

El primer punto a visitar fue el Pueblo Mágico de Pinos con sus haciendas abandonadas y construcciones que datan desde la época colonial, el cual fue fundado el 12 de febrero de 1594, y se encuentra entre los Estados de San Luis Potosí, Aguascalientes y Zacatecas. Además, ha sido declarado por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad, es parte del Camino Real de Tierra Adentro o Camino de la Plata, ruta comercial y económica.

Poco a poco los aventureros motociclistas comenzaron a llegar en sus impresionantes motocicletas para degustar de la gastronomía del lugar como las típicas gorditas con guisados de la región. Posteriormente, se realizó un recorrido para conocer la plaza y algunos lugares emblemáticos del lugar como sus iglesias Ya en la tarde, el contingente se dirigió rumbo las mezcaleras para degustar de esta bebida mexicana, no sin antes tomar la foto del recuerdo. El primer día finalizó con una visita al centro de la ciudad de Zacatecas, para después volver al Hotel sede, donde se tendría una cena para dar la bienvenida a los motociclistas a Zacatecas. Al acompañamiento de estos días se sumó el motoclub MBM Zacatecas el cual está integrado por mujeres piloto.

El viernes desde muy temprano se llevó a cabo el desayuno en el hotel sede para recargarse de energía, pues no solo se recorrería la carretera, sino que la terracería, las piedras y lo sinuoso del campo harían de este día algo singular. El contingente se dirigió hacia Paso a Choquen para tomar algo de aventura, para continuar y llegar a Riviera Caxcana donde se degustaron los famosos “Burritos de Zacatecas El Güero”, además de hidratarse y descansar un poco, pues el recorrido de este día fue de aproximadamente 340 kilómetros. Ya por la noche, aguardaba una hermosa vista desde donde se podía admirar el centro de la ciudad iluminada en la terraza del Hotel Santa Rita. Los anfitriones sirvieron platillos regionales y pasaron un rato ameno de convivencia.

El sábado, los motociclistas se alistaban y encendían los motores para comenzar la aventura, en esta ocasión el desayuno se llevaría a cabo en el Pueblo Mágico de Jerez en las “Tortas Malpaso”, un lugar muy famoso que se inauguró en el año de 1923 donde los asistentes probaron los bollitos con chorizo,la especialidad del lugar. Al término del desayuno, los motociclistas se alistaron de nuevo para la bendición de cascos y motocicletas que se llevó a cabo en Plateros “Tierra de la Fe y los milagros”, el destino fue en esta ocasión el Santuario del Santo Niño de Atocha, donde el padre ofició la misa. Los motociclistas emprendieron nuevamente el regreso a la ciudad de Zacatecas para una exquisita cena con los anfitriones de la Comunidad Discovermoto Zacatecas, donde la música en vivo y uno que otro motociclista que se animaron a cantar, amenizaron esta grata convivencia.

La mañana del domingo, algunos motociclistas ya comenzaban el regreso a casa pues el camino era largo, otros se dispusieron a desayunar más tarde en el Restaurante “Marlín” con un bufete típico y los característicos mariscos del restaurante que son su especialidad. Para terminar esta gran travesía de Semana Santa la última foto se realizaría en el Pueblo Mágico de Guadalupe antes de salir de Zacatecas, dando por terminado el hermoso recorrido de paisajes de este Estado, todos se fueron despidiendo tomando carretera rumbo a casa, deseando volver a encontrarse para una aventura más.

Clic para ver la galería completa

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

20 + 14 =