Cuando ocurre un accidente, cada segundo cuenta. Cuanto más rápido reciban asistencia los motociclistas, mayores serán sus posibilidades de supervivencia. El riesgo de morir en un choque sigue siendo 20 veces mayor para los motociclistas que para los conductores de automóviles. Esto ha llevado a Bosch a desarrollar Help Connect, un sistema de llamada de emergencia conectado digitalmente para vehículos motorizados de dos ruedas que acelera el proceso de rescate. “Help Connect agrega un ángel guardián digital a la amplia cartera de sistemas de seguridad para motocicletas de Bosch”, dice Harald Kroeger de la junta directiva de Bosch. El sistema de llamada de emergencia conectado digitalmente utiliza un algoritmo de choque inteligente instalado en la unidad de sensor de inercia del vehículo para detectar accidentes. A través de una aplicación de teléfono inteligente, Help Connect transmite información sobre la escena del accidente y el conductor al Centro de Servicio de Bosch, y desde allí a los servicios de emergencia, ayudándoles a encontrar a la víctima más rápidamente. Un mensaje automático de este tipo puede reducir a la mitad el tiempo que tardan los servicios de emergencia en llegar a la escena (fuente: proyecto europeo Harmonized eCall European Deployment, I_HeERO).

La aplicación transmite datos sobre la escena del accidente y el conductor en una emergencia

Help Connect se basa en información del control de estabilidad de la motocicleta MSC de Bosch y, más específicamente, de su unidad de sensor de inercia. Cien veces por segundo, este sensor integrado mide la aceleración y la velocidad angular, es decir, qué tan rápido cambia la posición angular de un objeto con el tiempo. El sensor puede calcular con precisión la posición actual de la motocicleta y el ángulo de inclinación. Además, el algoritmo de choque integrado permite que el sensor detecte automáticamente si la motocicleta ha estado involucrada en un accidente o si un accidente ha causado que se caiga al estacionarse. No requiere una unidad de control adicional, lo que hace que integrarlo en la motocicleta sea más sencillo. Se conecta a la aplicación de emergencia Vivatar de Bosch a través de Bluetooth. Otras aplicaciones de teléfonos inteligentes, como las aplicaciones de los fabricantes de motocicletas, también se pueden integrar en la solución de llamadas de emergencia. Además de la información sobre la ubicación, Help Connect también transmite todos los datos médicos proporcionados por el usuario al Centro de Servicio de Bosch. Estos datos pueden resultar vitales para los servicios de emergencia. A petición, otras personas también pueden ser contactadas automáticamente con noticias del accidente.

El servicio de llamadas de emergencia estará inicialmente disponible para clientes de Alemania.

Los usuarios podrán comunicarse con el Centro de Servicio de Bosch en alemán o inglés desde cualquier país europeo. Si el accidente es severo y el conductor no responde, los servicios de emergencia se dirigen inmediatamente a la escena. Como los teléfonos inteligentes generalmente se llevan cerca del cuerpo, los conductores que han tenido un accidente pueden ubicarse rápidamente incluso si fueron arrojados de su vehículo en el choque.

La investigación de accidentes de Bosch analiza accidentes en todo el mundo

Al igual que todos los sistemas de asistencia de Bosch, Help Connect es el resultado de una estrecha colaboración entre ingenieros y la investigación interna de accidentes de la compañía. “Antes de desarrollar productos que aumenten la seguridad de los motociclistas, debemos comprender las situaciones críticas que enfrentan”, explica Kroeger. El acceso a datos reales de accidentes de motocicletas permite a los investigadores de accidentes proporcionar el ímpetu para las innovaciones de seguridad. Bosch hizo todo lo posible para desarrollar el sistema automático de llamadas de emergencia. Se llevaron a cabo 18 pruebas de choque únicamente para analizar escenarios de accidentes específicos y demostrar la funcionalidad de Help Connect.

Los sistemas inteligentes de asistencia previenen accidentes

Mejorar la seguridad de los motociclistas ha sido una gran preocupación para Bosch durante muchos años. Con el ABS para motocicletas que introdujo hace 25 años y el control de estabilidad de motocicletas MSC lanzado en 2013, el proveedor líder mundial de sistemas de seguridad para motocicletas ya ha hecho que la conducción de motocicletas sea mucho más segura. Los sistemas de asistencia basados ​​en radar, como el control de crucero adaptativo, el sistema de advertencia de colisión frontal y el asistente de detección de punto ciego completan la cartera de seguridad de Bosch.

Esperemos a que esta y otras soluciones de Bosch lleguen a todo el mundo para hacer del motociclismo algo más seguro.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

dos × 4 =