Por segundo año consecutivo el Gran Premio de Italia se realizó en un trazado construido para la ocasión dentro de los límites del Autódromo Enzo e Dino Ferrari en Imola, Italia. El clima típico de verano se dejaba sentir en una pista dura y estrecha con pocos lugares para hacer rebases, aun así el Red Bull KTM celebró un nuevo triunfo del español Jorge Prado en la categoría MX2, manteniendo su paso perfecto en la presente temporada.

Y si bien el equipo oficial de MXGP no pudo participar por seguir lesionados ambos pilotos, la tecnología SX-F de Mattighofen se vio representada por la estructura del equipo Standing Construct KTM y su piloto Glenn Coldenhoff ganaron ambas mangas MXGP para su primer ‘general’ de 2019.

Prado regresó a donde a los diecisiete años consiguió su primer título como piloto de MX2 en el Campeonato Mundial de Motocross de la FIM, consiguiendo una contundente pole bajo el tórrido calor del sábado sumando ya 11 en el calendario y 9 en forma consecutiva, además el español fue tan dominante que previo a la clasificatoria superaba a sus rivales por más de 2.5 segundos por vuelta.

Ya en las carreras del domingo Prado arrancó detrás de Darian Sanayei para después rebasarlo y alejándose del grupo y la presión y conseguir su bandera a cuadros número 25 en lo que va del año, y para la segunda manga repitió la dosis para dejar su cuenta personal en 14 triunfos en la primera manga y 13 en la segunda, partiendo de Imola con una ventaja de 130 puntos en la clasificación y 150 por disputar, Prado sale del autódromo italiano con una mano en el título y podría formalizar su campeonato consecutivo, si triunfa en la primera manga del Gran Premio de Suecia el próximo domingo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

19 − once =