Continúa la competencia BMW Motorrad International GS Trophy 2018, en Mongolia, donde la etapa del tercer día fue un enlace, sin pruebas especiales.

Durante el tercer día, los pilotos tuvieron la oportunidad de disfrutar de los paisajes de Mongolia. Apreciaron el impresionante Cañón Dungeene, lugar en el que los participantes recorrieron 20 kilómetros, un lecho de grava, entre acantilados de roca de aproximadamente 100 metros de altura.

Más adelante, los jinetes se encontraron con un río congelado, complicando su cruce. Posteriormente, se dirigieron a la meseta de Yucca, pasando por una llanura alta.

Para su regreso al Campamento Gobi Erdene, su escenario volvió a cambiar, pues se enfrentaron a un tejido a lo largo de una vasta llanura de inundación entre dos crestas de montañas.

Una vez llegados a su destino, finalmente los pilotos de GS, lanzaron sus carpas Marmot en la entrada del desierto de Gobi, concluyendo el tercer día, con una nueva gran experiencia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

14 − once =